Hostpal - Imagen de portada

Grandes ideas para espacios pequeños

14 febrero, 2022

Tener un espacio limitado no significa que tengas que restringir el buen gusto y la decoración. Una pared o esquina vacía se pueden prestar para varías cosas, puede ser un rincón acogedor o bien un lugar para pinturas, libros, plantas.. En fin, puedes convertir ese pequeño espacio un lugar acogedor y más grande de lo que parece, así nadie podrá resistirse a estar en él.

A continuación te damos algunas ideas de qué puedes hacer con ese pequeño espacio en tu propiedad que sientes es tan pequeño que no sabes qué hacer con el.

Pequeña área de lectura:

Acomodado de la manera correcta es un área irresistible de estar en. Para improvisar un librero y que no te quite mucho espacio puedes conseguir tablas del tamaño de las paredes de tu espacio y tabiques, así de sencillo ya tendrás un lindo librero. Puedes pintar las tablas de blanco o tenerlas en color madera, lo que mejor armonice con tu espacio. Acomoda los libros de manera tanto horizontal como vertical para jugar con el espacio y darle. Entre los distintos acomodos (puedes hacer tandas de 5 o 10 libros/ revistas) pon plantas, algunas figuras o decoraciones pequeñas y agradables que levanten el tono y si quieres hasta pequeños espejos. Puedes poner un petate pequeño y unos cojines encima de este por si tus invitados quieren echarse y sino una pequeña silla o banco para quienes prefieren estar sentados. Con poco haces mucho y algo bello.

Esquina para comer:

En una pequeña esquina puedes hacer maravillas. Por ejemplo, puedes diseñar unos sencillos y lindos bancos largos que se peguen en L a la esquina, acojinarlos y ponerles una mesita de frente con un par de sillitas coquetas. De esta forma, esa pequeña esquina se convirtió en un lindo y acogedor comedor. Puedes ponerle unos cojines a los blanquitos en el que convienen entre si, un sencillo florero y listo. Será tan cómodo que hasta darán ganas de quedarse un rato por ahí a platicar y tomarse un café o té.

Pequeño estudio:

En esa pared vacía puedes diseñar un pequeño y sencillo escritorio y lo puedes en el que le quepa por lo menos una computadora, un , una libreta y una taza y un pequeño florero o maceta. Para ese pequeño escritorio puedes conseguir una tabla linda y le pones un par de ménsulas abajo, la montas a la pared y ¡listo! o bien montas un par de taquetes a la distancia de la tabla en la pared, a cada taquete le pones una armella tornillo y amarras la tabla al tornillo (de cada lado) con una linda y delgada piola, de forma en la que la tabla quede pegada a la pared. Para levantar el espacio puedes darle una temática a ese pequeño rincón de estudio, por ejemplo el mar. Puedes diseñar unos pequeños estantes cuadrados de madera que vayan pegados a la pared y en cada espacio meter distintas decoraciones; conchas, piedras, corales, pedacitos lindos de madera, postales o fotos del mar; así como un vasito con lápices y plumas. Al rededor puedes poner también algunos cuadros pequeños con pinturas o fotos de la mar, si tienes alguna guitarra o ukelele puedes colgarla también para que acompañe a toda la decoración, un banquito o una sillita linda de mimbre o madera y listo, es como si tuvieras una ventana al paraíso en ese pequeño estudio.

Una pared que cuente una historia:

Volvemos a las tablas o los estantes. Puedes poner un par de tablas con sus respectivas ménsulas, una arriba de otra, separadas por unos 30 o 50 cm. Ahí puedes colocar algunos cuadros, fotos, figuras y decoraciones. Y de la tabla que esta abajo puedes ponerles pequeña armellas de gancho y de ahí colgarle con un lindo listón, estambre o hilo, una serie de cuentos o libros. Y porqué no, una pequeña silla o banquito y una canasta de mimbre en donde haya más cuentos , libros o revistas. También puedes crear un espacio para los pequeños y que lo que cuelga sean cuentos y dentro de la canasta haya juguetes. El rincón perfecto para dejar volar la imaginación.

La esquina de la vanidad:

Dicen por ahí algunos expertos y decoradores de interiores que no hay nada como el combo de una repisa, un espejo y un cuadro. Sirve para arreglarse y ponerse listo y también como un vestíbulo perfecto. Así que, en una esquina, puedes poner 2 repisas en L, de un lado pones un cuadro y del otro un espejo, y puedes ponerle algún florero o planta pequeña y algunos objetos para decorar, como una vela, un par de libros.

Algunos extras:

Siempre puedes diseñar muebles, cojines y cosas para que se adapten a un pequeño espacio. Puedes hacer una recamara en la que sea un lounge todo en uno, una pequeña cama, una pequeña mesa larga y un pequeño sillón que puedes hacer de pallets con unos lindos cojines. Procura no meter demasiados colores, quizá puedes poner un tapete de un color lindo y brillante que levante el espacio y lo haga verse más amplio y todo lo demás de colores neutros. Pon plantas y cuadros, la decoración es tu mayor aliada para los pequeños espacios y sobretodo la creatividad y la imaginación.

Escrito por HostPal